No es por ti, es por mí...

Yo soy el que tiene prisa. Yo soy el que tiene el reloj en la cabeza. Tic Tac Tic Tac detrás de los ojos. Yo soy el se pone de los nervios si te pones la camiseta o los zapatos al revés, si no te subes la cremallera, si no te abrochas el botón. Yo soy el que quiere que salgamos ya, el que quiere que estés preparado para salir ya.

Yo soy el que se desespera porque tu hermana tarda en acabarse la leche. Porque tu hermano quiere vestirse conmigo al lado. Yo soy el que tarda un segundo de más en darme cuenta y en pedirte perdón por tirarte del pelo al hacerte la coleta. Y en darte un beso para que me perdones, aunque no haga falta. Yo soy el que olvida estas cosas. El que deja que las prisas me hagan olvidar lo que realmente tengo que hacer. Lo que necesitáis.

Yo soy el que se olvida de lo importante que es ese Pikachu, ese dinosaurio, esa tarjeta. Lo importante que es irnos al cole con ese muñeco al que agarrarse. Iluso. Yo soy el que no se para a desear de verdad buenos días. Yo soy el …

Viernes dando la nota #59 'Summer Edition':
804,67 kilómetros, más o menos...

The Proclaimers - I'm Gonna Be (500 Miles)

No le digáis nunca a un británico, y mucho menos a un escocés, que The Proclaimers es un 'One-Hit Wonder'. Nunca. ABBA, Queen, Mecano o hasta los Hombres G han tenido su musical. ¿Y The Proclaimers? Pues también. Incluso han tenido su propia película. Los hermanos gemelos Charlie y Craig Reid, conocidos mundialmente sobre todo por el tema "I'm Gonna Be (500 Miles)", después de tocar en grupos de punk rock adolescentes, formaron su propia banda en 1983. Tras varios años actuando por pubs escoceses, un fan anónimo envió una maqueta a los británicos The Housemartins, y éstos invitaron a Charlie y Craig a acompañarles como teloneros en su gira de 1986. Después de eso, llegaron las apariciones en la televisión británica, un contrato con una discográfica, y un Disco de Oro en el Reino Unido con su primer "This is the Story", grabado acústicamente, sin más acompañamiento instrumental que la guitarra acústica tocada por Charlie y las percusiones por Craig. Su segundo disco, "Sunshine On Leith", fue Disco de Platino en el Reino Unido y de Oro en Estados Unidos, e incluía el tema "I'm Gonna Be (500 Miles)", que los convirtió en un éxito internacional al aparecer en la banda sonora de la película de 1993 Benny & Joon. Esta canción se ha convertido prácticamente en un himno extraoficial en Escocia. Los gemelos Reid son incondicionales del equipo de fútbol Hibernian F.C. de Edimburgo. Tanto es así, que su tema "Sunshine on Leith" es habitualmente cantado por la afición en los partidos.



Tal es el éxito en Gran Bretaña de esta peculiar banda de pop y folk, que un día alguien decidió producir un musical con las canciones del segundo álbum de los gemelos con gafas de pasta, el "Sunshine on Leith", de 1988. Un musical que triunfó en Gran Bretaña en 2007, y que inevitablemente acabó convirtiéndose en película. Se estrenó el pasado otoño en Reino Unido, y llegó hace poco a España con el nombre de Amanece en Edimburgo. La cinta se promociona como el Mamma Mia! escocés, y seguro que más de uno la habréis visto.



Personalmente, cada vez que escucho esta canción me viene a la memoria el videoclip y pinta tan extravagante de los hermanos Reid. Y últimamente, no puedo evitar recordar las escenas que protagonizaron Ted Mosby y Marshall Eriksen en la serie 'Cómo conocí a vuestra madre', cuando repiten una y otra vez el tema de The Proclaimers en el radiocasete estropeado del Fierro, el vetusto coche de Marshall.



Pero recordad: le digáis nunca a un británico, y mucho menos a un escocés, que The Proclaimers es un 'One-Hit Wonder'. NUNCA.

¡Feliz #VDLN! ¡Y que la Fuerza os acompañe!

Comentarios